Las más fieras desde Creta

“¡Aún existe la Belleza!”
Gritan locas las Poetas
a todos quiénes les retan;
¡sus propias Ideas rezan!

Presto el verso y el estoque
dejan tieso a quién provoque
la más pequeña reyerta
en las plazas de sus cortes.

Van tronchando buenos petas;
¡las más fieras desde Creta!
¡Que no hay toro que las pare,
ni Dédalo que retenga!

las mas fieras

Amor, me voy para Siria

In memoriam, Ana

Los hijos que no tenemos
porque falló la memoria,
y se repite la historia;
siempre caen los buenos
y cunden las fobias.

Amor, que yo no soy malo;
que aquí los malos son ellos.
Tu sabes que no me callo
me miran la cara y se me echan al cuello.

Amor, me voy para Siria,
que a lo mejor ya no vuelvo,
porque ahora soy terrorista
si quiero ser artista
me hunden al suelo.

Amor, que nadie recuerda
el hambre de mis abuelos;
obreros que se levantan
los llevan al matadero.

Amor, me voy para Siria,
que a lo mejor ya no vuelvo,
amor que voy para Siria;
que a lo mejor ya no…

vuelvo.

 

versión propia de ‘Voy pá la Mani’, de Gata Cattana
https://www.youtube.com/watch?v=1uyhKTPCczs

Soneto | Siempre creeré en ti

Llegará el día en que el mundo entienda
que el cambio no es cosa de una semana;
es el hoy al servicio del mañana;
dejar que en el sino la llama prenda.

Por ti misma forjarás tu leyenda
al sentir que las heridas sanan;
que es ambrosía lo que éstas emanan
si dejas que la vida te sorprenda.

Quien quiera saber, primero, que aprenda
que el respeto no es algo que se venda
si no que es algo que sólo se gana.

No tragues nunca con ninguna afrenta;
estás hecha para partir la pana;
por éso siempre creeré en ti, hermana.

 

 

Lires a la lluor que l’albada no desterra

Cómo un barco navega
el mar oscuro y en la tempestad se adentra;
es remero ,el corazón, cuando brega con
temor dentro la sentina.
De goces y plaños, hace estelas de vida.

Más, presto, el añorar se subleva,
entrecerrando ojos hacia hoyos que alzan la vía;
tropezando tinieblas,
siendo el abismo, elección,
del espejo dónde mañana se hunda el día.

Estando la noche por la sombra
poseída, abate -oh viento!- el vacío de estrellas,
pues el alma tiembla
y se anega en luz de invierno,
como teme y espera el frío la flor del almendro.

Toda inquietud huída;
extraído, de dentro el pecho, el tiro -pétalo de fuego-
tornando ceniza en chispa,
quedando tan solo un poco;
la llama, que adentro el alba, nunca se muere.

 

liresalalluor

A Song for You: El Tut

Una cançó del millor dels autors i dels compositors; l’Estimat Anónim.


Jo sóc el petit vailet
cansadet de molt camí.
Vinc amb el meu gaiatet
per veure Jesús diví.

Xerramplim xerramplim, xerramplia,
xerramplim, xerramplim, xerrampló,
xerrampim que Josep i Maria
tenen un petit minyó.

He portat la carmanyola
tota plena de vi blanc,
ametlles, mel i formatge
per Jesús el diví infant.

Xerramplim xerramplim, xerramplia,
xerramplim, xerramplim, xerrampló,
xerrampim que Josep i Maria
tenen un petit minyó.

Si tingués jo més recapte
també seria per vós.
Heus aquí el gaiat que porto
que és de cirerer d’arboç.

Xerramplim xerramplim, xerramplia,
xerramplim, xerramplim, xerrampló,
xerrampim que Josep i Maria
tenen un petit minyó.

Las mujeres que no supieron abrazar a los hombres

FRAGMENTO NO ACONSEJADO PARA PERSONAS HIPERSENSIBLES Y NO LIBRES DE CONSCIENCIA: LEER BAJO PROPIA RESPONSABILIDAD.

———————————————–

(Font del Gat, Jardines de Montjuic. Anochecer, luna llena. Se escuchan el canto de los grillos y de las aves nocturnas. Filípides el sátiro recita y canta para Ella, su amada. Al terminar ésta aplaude, él se atanza, se besan y magrean. Ella abraza a Filípides el sátiro frontal, totalmente, al parecer, sin notar la clara y dolorosa erección que genera el contacto en un rictus de la cara de Filípides.

Se separan del abrazo)

FILÍPIDES EL SÁTIRO: ¡Bee, bee! ¿Entonces… me amas?

ELLA: Me honras, pero yo no puedo “amar”.

FILÍPIDES EL SÁTIRO: ¡Bee, bee! Te piii-do entonces me guardes en tu alma.

ELLA: ¡Claro!
(Pero yo no tengo alma).

(Pasa el Tiempo.)

DAMA CONSECUENCIA: ¡Luz, fuego, destrucción!

(Pasa el Silencio)

FILÍPIDES EL SÁTIRO: ¡Lisístrata de pacotilla!
Cuando empuño las armas
todas las niñas guarras
se me ponen de rodillas.

¡Beee, beeee!

Les canto el Be-lla Chao
y las tengo Cola-Cao;
en el hipo(tálamo) les entra sarna
y sólo mis maderos las curan.

¡Les entra la locura!
¡Se vuelven más Poetas!
¡Todos las respetan!

¡Qué de milagros augura
machacar mi polla dura
al principio con dulzura;
dejando luego, con soltura,
que fluya la rabia pura
¡hasta el momento del Orgasmo!

¡Que pasmo!
¡Te a(s)mo!
¡Qué mano
de santo!

Si al bajar la Font del Gat
no le haces un favor a tu ‘soldat’;
mejor no le pidas que suelde
o que te ayude
a montar los muebles.

ELLA: No me escribas más.

MESSIÉUR LÓGICA: Pues normal, chaval.
Mejor pá ti. Créeme.

(Pasa la Dama Alegría con un cartel donde se lee “Round 3; Fight!”)

[…]
—————————————————

¡Gracias por leer!
¿Qué pensáis?